NFCCon la llegada (y limitación) del NFC por parte de Apple, poco a poco parece que la gente entiende este protocolo únicamente como un sistema de pagos inalámbricos. Entendemos que hasta ahora y ante el desconocimiento de las posibilidades del NFC, lo primero que se conozca es lo primero que se pueda tener a mano pero esto no implica a que el NFC esté limitado a los pagos a través del teléfono móvil.

Esto no quiere decir que no sea un aspecto importante, simplemente que los pagos es un aspecto más de muchas de las posibilidades que puede ofrecer a un terminal móvil como intercambio de información de persona a persona, huellas virtuales, pero especialmente el secreto del NFC y la base de su crecimiento se encuentra en el marketing móvil y las campañas de fidelidad hacia el consumidor. ¿Que Apple ha impedido este crecimiento? Sin duda pero no que el NFC se vaya a limitar a los pagos teniendo en cuenta la cuota de mercado que ya alcanzan aquellos terminales que permiten sacar y extraer todo el provecho que nos ofrece esta tecnología.

Incluso lo que parece más establecido con el NFC en España como es el pago sin contacto es intrigante para muchos, e incluso mal visto para los más desconocedores de la seguridad que esconde que es mayor tanto en comparación con tarjetas de crédito como el hecho del pago en efectivo.

Por esta razón, al igual que para otros campos relacionados con el NFC, necesita incrementar cada vez más la conciencia de mostrar como esta tecnología promociona un valor real tanto para consumidores como para comerciantes y el hecho de que se expanda la idea del potencial de los pagos inalámbricos a través del móvil es una puerta de entrada para mostrar, demostrar y convencer tanto a clientes como a locales todo el potencial que esconde esta tecnología con una dimensión más amplia y enriquecedora como garantizar programas de fidelización tales como descuentos, ofertas diarias, recompensa por fidelidad y muchas posibilidades más que nos puede ofrecer la tecnología NFC.

NFC-and-the-Travel-Experience

Si las personas ya utilizan sus teléfonos para pagar artículos, el uso del teléfono para poder hacer check-in en las tiendas, hacer uso de cupones y ofertas y usarlos como tarjetas de fidelidad haciendo lo mismo que el proceso para el pago puede proporcionar datos importantes y útiles para minoristas, ayudándoles a crear mayores y mejores ofertas orientadas a las necesidades de los usuarios modificando incentivos o cambiar sus líneas de productos.

Precisamente en estos campos haciendo uso del NFC se está trabajando actualmente en Estados Unidos como es el caso de Isis, la joint venture con Verizon, AT & T y T-Mobile. El pasado año se puso en marcha un sistema de pagos móviles propio capaz de rivalizar con las redes de tarjetas de crédito y débito convencionales. Pero esta primavera, los transportistas cambió de marcha. En lugar de centrarse en conseguir una rebanada de los pagos, abrieron su plataforma a otras empresas de tarjetas de crédito y los bancos y empezaron a hablar más sobre la oportunidad en la entrega de ofertas dirigidas a los consumidores. El problema que han podido encontrar tanto Isis como el caso de Google Wallet es el haber apostado por un formato propio y exclusivo en lugar de utilizar los medios ya existentes a través de colaboraciones con entidades bancarias, VISA o Mastercard para conseguir una mayor fluidez y expansión haciendo uso de estándares.

Por esta razón, en el caso de Isis ha conseguido gracias a la colaboración con otras entidades el aprovechar la información y el potencial del NFC para potenciar su uso y evitar absurdas tarjetas físicas de fidelización aprovechando el propio sistema del teléfono móvil a la hora de pagar para crear una ficha propia y única para cada usuario aplicando directamente descuentos y ofertas en el momento del pago así como ofrecer mayor información sobre las compras como el tiquet y justificante de compras electrónico, enlace de los productos adquiridos hacia tutoriales, manuales en PDF, instrucciones o trucos para sacar todo el partido de su compra y mucho más.

El pago sin contacto del NFC es solo el principio y la puerta de entrada hacia todo un ecosistema posible con esta tecnología.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad