bolagpsEl geoposicionamiento sea a través de GPS, WiFi o triangulación de antenas ya ha alcanzado un nivel interesante de madurez, sin embargo y más si hablamos de interiores o de cielos con ciertas barreras arquitectónicas, esta señal puede no ser lo precisa que debiera al no disponer de conexiones a satélites suficientes pudiendo dar un error de unos cuantos metros de donde se encuentra o al fenómeno «multirruta» que es el nombre que recibe el hecho de que las señales GPS reboten contra los edificios o barreras distorsionando la posición real haciendo que el dispositivo muestre en ocasiones algo más «aleatorio» teniendo en cuenta el margen de error que puede existir.

Este fenómeno además de imprecisión, causa retraso dado que el dispositivo, sea a través de móvil o el navegador GPS de un vehículo tarda más en calcular la posición exacta y poder reflejarla en el mapa cuando detecta que hay un margen de error de decenas de metros que hace difícil una buena experiencia en la navegación.

Por ese motivo, la USAF (Fuerza Aerea Estadounidense) y su Instituto Tecnológico está trabajando en un nuevo dispositivo cuyo objetivo es el de aumentar la calidad de las lecturas de señales de posicionamiento y aumentar la precisión de una señal e incluso si no existe señal GPS para poder hacer uso de ella en interiores. Un dispositivo que puede resolver este conocido problema siendo una antena capaz de reconocer e ignorar las señales multirruta de GPS eliminando el «ruido» de las interferencias y mostrando la información exacta de posición según el invento patentado por la empresa australiana Locata.

Si bien puede sonar mal que el Ejército estudie este nuevo sistema cuyo objetivo inicial es claramente militar y orientado a la mejora del uso de los Drones, no hemos de olvidar que el origen de la tecnología GPS tanto de Smartphones y herramientas de localización tuvo como origen en el Ejército tanto estadounidense como ruso siendo el Galileo europeo el único que nació con una misión civil (aunque todavía no está finalizado)

A pesar de que el dispositivo en si mismo no requiere una gran inversión teniendo  un coste bastante asequible, su gran tamaño impide que sea fácil de introducir o implantar en las ciudades, interiores o en zonas de baja cobertura GPS.

Fuente

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad